Pago del retroactivo de modalidad 40 en México

Como trabajador o empleador debes conocer todo lo referente al pago del retroactivo, tomando en cuenta que un retroactivo es el pago atrasado a tus empleados o algún tipo de servicio que has contratado y por diferentes condiciones no has logrado pagar la totalidad del costo.

Generalmente un pago retroactivo se genera debido a diferentes razones, pero las principales se deben a que no se aplican condiciones actuales en el ámbito laboral con respecto a algún aumento salarial o bonos, la persona encargada del pago no lo hace a tiempo y debe encargarse de manera colectiva mas adelante, es decir, pagar un retroactivo.

¿Cuándo se convierte en un pago retroactivo?

El pago del retroactivo puede ser una solución viable para aquellos empleadores que han tenido un retraso en el pago de la nomina de sus empleados o para aquellas personas naturales que se han atrasado en el pago de servicios contratados. Pagar un retroactivo significa realizar el pago que se debe a partir de una fecha específica del pasado.

Al pagar un retroactivo, se puede ver la diferencia entre lo que se debía pagar o se pago, y lo que el empleado recibió a la fecha actual. Un pago retroactivo sucede normalmente cuando se realizan contrataciones colectivas, hay cambios dentro de los salarios vigentes y no pueden ser pagados en el momento, errores en el cumplimiento de contratos, entre otros.

Existen diferentes motivos que pueden llevar a un pago de retroactivo cuando eres un empleador y te corresponde realizar el pago adecuado. Por otro lado una persona natural puede entrar también en un pago de retroactivo, por ejemplo, con el pago de un seguro o la modalidad 40 de la IMSS donde se debe pagar un porcentaje mensual del salario.

¿Cómo calcular un pago de retroactivo?

Como se explico anteriormente tanto empleador como persona natural puede entrar en la responsabilidad del pago del retroactivo, en esta sección te haremos saber por medio de ejemplos la manera correcta de calcular el pago retroactivo correspondiente en cada caso.

Para el empleador

Primer paso: Verifica que realmente te corresponda pagar un retroactivo. Recuerda que la retroactividad sucede por algún cambio dentro del pago normal de la nomina.

Segundo paso: Encuentra la razón por la cual se debe pagar un retroactivo, es decir, por bonos, horas extras, contratación colectiva, salario mal calculado, diferentes cargos de trabajos para una sola persona.

Tercer paso: Investiga si la persona efectivamente no recibió el pago correspondiente antes de comenzar el proceso para el cálculo del pago retroactivo.

Cuarto paso: Para este caso el error estuvo en un mal cálculo de horas extras trabajadas. Indaga cuantas horas extras fueron pagadas y cuantas se deben para iniciar el cálculo.

Quinto paso: En base al precio de la hora laboral extra, estima cuanto debe recibir el empleado al momento del pago del retroactivo.

Sexto paso: El empleado recibió en la quincena anterior un pago por 35 horas, pero le correspondía el pago de 40 horas, la diferencia entre lo pagado y lo que corresponde es el monto del pago de retroactivo.

Séptimo paso: El pago retroactivo en este caso es el de 5 horas, dependiendo el monto correspondiente a una hora de trabajo se calcula el pago retroactivo, es decir, si una hora equivale a 12$ el pago retroactivo de 5 horas correspondería a 60$.

Octavo paso: Al tener el cálculo exacto de lo que se debe, se paga de manera retroactiva en el siguiente pago correspondiente.

Para persona natural

Para este caso tomaremos de ejemplo el pago de retroactivo en la Modalidad 40 del IMSS (Instituto Mexicano de Seguridad Social). Si no lo sabe, la Modalidad 40 es la oportunidad voluntaria de seguir con el régimen obligatorio, cotizando semanas de manera personal, pagando un porcentaje de manera mensual sobre el salario con el que desea jubilarse.

¿Cómo ocurre una retroactividad en este caso? La opción de seguir pagando para sumar semanas de cotización la tiene el empleado a partir de su dada de baja por su patrón. Al día siguiente puede inscribirse en la modalidad 40 y comenzar a cubrir las aportaciones patronales al IMSS por su cuenta.

Pero, no siempre pasa de una manera tan inmediata, pueden pasar meses o años (menos de 5 años) sin realizar dichas aportaciones, por ello entra en pago de retroactivo al momento de comenzar a pagar. El pago de la modalidad 40 se realiza en base al salario con el que fue dado de baja.

Es decir, si fue dado de baja en el 2017 y comienza el pago de la modalidad 40 en 2020 el pago del retroactivo debe hacerse en base al salario del 2017, lo cual tiene su ventaja a la hora de realizar las aportaciones porque serán menores a las actuales, pero en la sumatoria de dinero para la pensión también es menor a las actuales.

Primer paso: Localiza el año o fecha en la que fuiste dado de baja.

Segundo paso: Cuenta la cantidad de días a partir de tu baja hasta el día en que contrataste la modalidad 40 o comenzaste a pagar de manera mensual.

Tercer paso: Con dicho cálculo y el salario correspondiente al año de baja, debes revisar la tabla de UMA (Unidad de medición y actualización) y calcular el pago de retroactivo que te concierne.

Cuarto paso: Contratar semanas atrasadas de cotización se hace con un solo pago al mes que corresponda actualmente. Es decir, el pago retroactivo se realiza el mes que contratas la modalidad 40, los siguientes meses es al salario actual y el porcentaje que te corresponda.

Quinto paso: Multiplica la cantidad de días por el salario diario que corresponde a tu año de última cotización, el monto que te dé es el que te corresponde como pago de retroactivo de modalidad 40.

Sexto paso: No olvides que se genera un recargo mensual de 1.7. Debes agregar dicho monto al cálculo del pago retroactivo.

Tanto para un empleador como para una persona natural pagar un retroactivo a largo plazo puede tener desventajas, por ello, se recomienda realizar los pagos en el momento que corresponde y con el monto adecuado.